POEMA A LA MUJER

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Aprovechando que hoy NO es el día de la mujer (o similar), no encuentro mejor ocasión para dedicar una poesía. Este homenaje está enfocado también a lo femenino, ya sea como intención o paradigma de lo que vulgarmente llamamos realidad.
 
«La energía femenina es común a hombres y mujeres. No obstante, la mujer por su propia condición la canaliza de forma nativa; la intuición, creatividad o inspiración son energías femeninas que inician el proceso de creación y se complementan con las masculinas para cerrar el círculo que va desde lo sutil a lo material. La poesía tampoco escapa a las leyes de  género, polaridad, ritmo y correspondencia para nacer del aparente vacío (la nada)».
 
Casi de forma unánime, las personas hemos sido testigo de como este marco de referencia femenino ha sido reprimido hasta causar rubor. Pero si esto es cierto, no lo es menos que nadie lo ha podido destruir. Aniquilar esto, sería como intentar demoler el tiempo o el espacio. La experiencia siempre permanece como parte del todo. Y es el todo, el que sostiene a dichas partes.
 

Sin más, me callo. Le dejo con los versos dedicados a la mujer y sus laberintos. ¡Gracias por su tiempo!

     Ningún libro se parece a ti

Ningún libro
se parece a ti.
He leído cientos
y no hay rastro.
La mayoría,
acertados bajo una candela.
A solas con líneas de paso,
buscándote a horas introspectivas,
cuando la medianoche hace dormir
al lector de a pie.

Ningún libro
se parece a ti.
El diseño de sus portadas
no te hacen gala.
Ni siquiera
en la ladera de sus lomeras,
una imitación de una cadera tuya
andando de perfil.
Por sus páginas
tu color casi ni se aprecia.
Una lástima tras otra cuando las paso.
Otro cargo de conciencia, para mí.

Ningún libro
se parece a ti.
Quizás porque no te perciben.
No lo suficiente.
Aunque yo tampoco lo hago
de forma consciente.
Ni de lejos correcta.
Eso… de conocerte bien.

Otro poema para una mujer especial

«Nunca es tarde, si la dicha es buena». A continuación, te comparto una segunda poesía de homenaje. Un vídeo-poema para dedicar o  compartir con alguna mujer especial. Seguro que tú también tienes una en tu vida. Si no es así, tampoco importa. Un servidor te lo brinda a ti, en señal de aprecio.

Ahora te toca a ti, ¿qué característica crees que mejor define a la mujer (o a lo femenino)?

Como anteriormente citaba, lo femenino no es exclusivo de la mujer, aunque es natural a su género. Yo personalmente he conocido a muchos hombres que mueven una gran cantidad de energía femenina en su vida diaria. Mi invitación es que dejes tu opinión sobre este asunto para enriquecer esta dedicatoria. ¡Te leo y contesto abajo (👇) en los comentarios!

En esta sección también puede acceder a otros contenidos del autor. Utiliza la imagen inferior (👇) para suscribirte al canal de YouTube.

Más contenidos relacionados con este poema

Poesía del mar
Versos dedicados al mar
Haikus estivales
Haikus que no se derriten en verano

Deja una respuesta